BAGUA es un octágono que incluye los nueve sectores básicos de la vida de un ser humano, en el centro del octágono se sitúa el noveno espacio que se relaciona con la salud, es el mapa utilizado para armonizar el espacio en el Feng Shui y en nuestro centro nos dedicamos precisamente a la armonización y la búsqueda del equilibrio del cuerpo, sin duda tiene una relación importante.
 



BAGUA se ha creado tras la experiencia de trabajo e investigación de su directora durante dos décadas.

La trayectoria hasta BAGUA, significan 20 años de trabajo, experiencias y aprendizajes, el proceso ha sido complejo pero creo que el resultado merece la pena.

Para mi ha sido prioritario el consolidar un equipo de trabajo en torno a BAGUA. Lo que de manera conjunta un grupo puede hacer es mucho más importante que los logros individuales. En este equipo todas y todos trabajamos con fuerza por el mismo objetivo: perfilar situaciones y facilitar la búsqueda de respuestas que quizás no están todavía definidas claramente en la sociedad.
 



Efectivamente nuestro centro no es exclusivo en algunas de las técnicas que aplicamos pero, aunque aparentemente puedan existir tratamientos similares, en BAGUA además de la garantía de calidad en las terapias y productos en Bagua trabajamos con el objetivo de actuar en cambios profundos de la persona. Se trata de preguntarnos porqué enfermamos, porqué nos encontramos mal... a menudo la clave se sitúa a nivel emocional y ahí intentamos buscar respuestas.
 



En BAGUA se ofrecen diversos tratamientos de estética y belleza. En relación a los problemas en este terreno consideramos que deben tratarse desde dentro y desde fuera, desde lo interno y desde lo externo. A menudo la clave de muchos problemas concretos desde lo físico se encuentra en el interior por ello trabajamos los diferentes aspectos.
 




Estamos viviendo un cambio social muy importante desde lo emocional y no estamos preparados... no hay información, no hay pautas. La medicina ha evolucionado mucho en el plano del tratamiento físico y mental pero se ha avanzado poco en el nivel emocional. Existe una carencia muy importante en este terreno y dar respuesta a ello es uno de los principales impulsos para la creación de BAGUA.



Las terapias más interesante para trabajar desde lo emocional son la polaridad y la homeopatía pero también trabajamos con Flores de Bach, con tratamientos geotermales, medicina china... la medicina china contempla de manera mucho más completa que otras medicinas las tres pautas esenciales de una persona: física, mental y espiritual al igual que la medicina ayurvédica que forma parte de esta búsqueda de equilibrio de los tres elementos mencionados.

Cada caso y cada persona requiere una terapia específica o una combinación de terapias que aceleren el proceso de recuperación, por ello en BAGUA las terapias son personalizadas.

 



Esther Enjuanes inicia sus estudios profesionales a principios de los 80 en Barcelona en la Escuela de Masaje Manual del Dr. Ferrandiz, pionera en España en el desarrollo de quiromasaje y reflexología podal. Posteriormente viajó a Francia para estudiar "elixires florales" (Flores de Bach y otras).

Ha cursado estudios de homeopatía y naturismo, anatomía patológica, elaboración de cosmética natural con Marie C. Lebourgeois, alquimia, y Terapia de Polaridad, además de profundizar en el conocimiento de las diversas técnicas en torno a la aromaterapia, hidroterapia, cromoterapia, fangoterapia, etc.

En la última década ha dirigido dos centros de terapias alternativas: Azul y Thermae además de realizar diversos viajes de estudio, entre ellos a Nepal para investigar el desarrollo y aplicación de la medicina ayurvédica.

El centro BAGUA se inauguró el 25 de diciembre de 2001.